UN RETO PERSONAL

Iniciaron aquella expedición, pues, envueltos por aquella curiosidad morbosa. Aunque no la completaran y quedara como otro capítulo abierto, a la espera de una futura expedición que saciara el hambre aventurera y aplacara esa pequeña espina del misterio, siempre podrían dar, al menos, unos cuantos pasos por aquel paraje paradisíaco.

Rodearon la iglesia de Bausén, pero, desde lejos, no divisaron aquel segundo cementerio, el que custodiaba los restos de aquella romántica dama, que por amor vendió su alma, sin importarle las airadas protestas de la iglesia, rebelándose contra los designio divinos. En cualquier caso, no quisieron acercarse al recinto para examinarlo en detalle; no era tanto su deseo por conocer semejante leyenda. Les apasionaba más adentrarse en el bosque de Carlac y recorrerlo hasta donde sus fuerzas se lo permitieran.

Desde el principio empezó un prolongado ascenso que les abrió el camino a una selva de ensueño, provista de abundante vegetación y de deliciosos aromas, con flores de lo más variadas, todas ellas preciosas. La pendiente era en distintos tramos muy pronunciada, con abundantes rocas que les dificultaban todavía más el paso y les agotaban los músculos. Hacían continuas paradas para fotografiar el bosque y descansar, mientras otros grupos de personas les daban caza o hacían el camino inverso. En cualquiera de ambos casos, aprovechaban para preguntar e informarse acerca de cómo era el terreno que debían afrontar. Se vigilaban mutuamente, temerosos de que el otro desfalleciera. Su padre había pasado con dificultad los días anteriores, y le preocupaba que se fatigara; le prestaba continua atención, pronto a iniciar el regreso en cuanto se lo pidiera. Sin embargo, el buen hombre demostró entonces una gran fortaleza. Aunque hubiera que hacer descansos, tomó la determinación de completar el recorrido; y su hijo, por su parte, estaba dispuesto a ello.

Pasaron por algunos riachuelos, parte de los cuales estaban cubiertos por tablas a modo de madera que hacía la función de puentes. Las continuas subidas los dejaban exhaustos, aunque no a la perrita, que corría rauda y gozaba de aquella libertad, yendo y viniendo para controlarlos y animarles a no detenerse. Por suerte, la frondosa vegetación aportaba mucha sombra, que los resguardaba de los inclementes rayos de aquellas horas, las más pesadas, y les aportaban aire fresco para afrontar los ascensos.

Él también se lo vio como un reto personal. Su falta de equilibrio siempre le había hecho sentirse inseguro, incapaz de superar ciertos obstáculos. Temía flaquear en terreno montañoso y no poder disfrutar de etapas duras, las más bellas, con esas imágenes oníricas. Tanto las subidas como las bajadas habían sido un desafío para él, y siempre las había afrontado con la terquedad que le caracterizaba. Odiaba darse por vencido; necesitaba superarse, cuanto menos intentarlo, aunque se cayera y se magullara. Aquella vez, con ayuda de su padre, comprobó que había roto otra de las barreras que durante años le habían asfixiado; que su cuerpo y su mente se estaban restableciendo con sus tenaces esfuerzos.

Autor: Javier García Sánchez,

desde las tinieblas de mi soledad,

05-08-2017.

Anuncios

3 comentarios en “UN RETO PERSONAL

  1. Ah, vale! Ja he vist que la causa del cementiri fou alguna relació que la església va considerar pecaminosa… Per cert, enhorabona pel repte personal, no sempre es fácil, pero lo més difícil es sortir de la zona de confort!! 👏👏👏
    Una abraçada

    Le gusta a 1 persona

    1. Moltes gràcies, Lidia! El meu cos i el meu estat físic no són els òptims, precissament. Per això fou una mena de repte. Costa sortir del comfort, però cal fer-ho; arriscar-se per a viure.
      Una altra abraçada per a tu.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s