EL OTRO CASTILLO (VI)

«Al muy honorable señor Fritz, conde del castillo: Le estoy inmensamente agradecido por el honor que me ha concedido al otorgarme su confianza para efectuar los trabajos de agrimensura por usted referidos. Confío en no defraudarle; pondré todo mi celo para que ello no ocurra. Tan pronto como sea posible le remitiré los primeros informes. […]

Leer Más "EL OTRO CASTILLO (VI)"

EL NUEVO CASTILLO (V)

En aquel instante K notó que los murmullos a su alrededor se intensificaban; apartó la mirada de sus ayudantes y vio que los parroquianos que regentaban la Posada se habían ido acercando hacia ellos y los estrechaban en un cerco. Para los ayudantes aquello era indiferente; incluso se sentían orgullosos de sentirse observados. Pero semejante […]

Leer Más "EL NUEVO CASTILLO (V)"

EL NUEVO CASTILLO (IV)

* Enfrascado en sus pensamientos, recobrado el silencio tras la marcha del maestro con su rebaño, se le hicieron más sensibles ruidos que antes le habían pasado desapercibidos, como el cierre de una puerta, una persiana que se bajaba o el cuchicheo entre dos personas. Se sintió observado; se le vigilaba, acaso con la misma […]

Leer Más "EL NUEVO CASTILLO (IV)"

EL NUEVO CASTILLO (III)

Había caminado trabajosamente unos 200 metros, embargado por la nostalgia que le producía la imagen de un castillo decrépito, cuando los gritos de unos niños lo sacaron de su ensimismamiento. Levantó la mirada y se encontró con un grupo de escolares uniformados que surgían de una esquina; vestían trajes negros con camisa blanca y corbata, […]

Leer Más "EL NUEVO CASTILLO (III)"

DIARIOS DE KAFKA

30/10/1911: Es una vieja costumbre mía no permitir que las impresiones puras, dolorosas o alegres, se dispersen benéficamente por todo mi ser en cuanto han alcanzado su pureza suprema, sino enturbiarlas y ahuyentarlas con impresiones nuevas, imprevistas y débiles. No es mala intención de causarme daño a mí mismo, sino debilidad para soportar la pureza […]

Leer Más "DIARIOS DE KAFKA"

EL OTRO CASTILLO (II)

* -¿Ahora quiere ir a la posada de los señores? -Sí. Creo que mis ayudantes estarán esperándome ahí. Después de lo que vi anoche, espero no tener problemas. Aquel individuo fue muy desagradable conmigo; temo que trate de utilizar su influencia en mi contra. -No debe inquietarse por ése. Su nombre es Schwarzer; y no […]

Leer Más "EL OTRO CASTILLO (II)"