¡VIVA LA REPÚBLICA!

El 14 de abril de 1931 el pueblo español estalló. Lanzó un grito de rabia, émulo del que diera la diosa Atenea en el momento de su alumbramiento. Eran las primeras elecciones municipales y autonómicas después de la dictadura que había asolado al país durante los últimos siete años, impuesta por el general Primo de […]

Leer Más "¡VIVA LA REPÚBLICA!"

PIEDRA DE SOL, POR OCTAVIO PAZ

Un sauce de cristal, un chopo de agua,un alto surtidor que el viento arquea,un árbol bien plantado mas danzante,un caminar de río que se curva,avanza, retrocede, da un rodeoy llega siempre:un caminar tranquilode estrella o primavera sin premura,agua que con los párpados cerradosmana toda la noche profecías,unánime presencia en oleaje,ola tras ola hasta cubrirlo todo,verde […]

Leer Más "PIEDRA DE SOL, POR OCTAVIO PAZ"

El covid19: cómo promover el ¡sálvese quien pueda! — FILOSOFIA DEL RECONOCIMIENTO

Socavones que van profundizando por doquier, más hondo cada vez; clavándose como dagas iracundas que, como objetos, operan, pero no actúan. Así se expande ese virus regulado por las leyes darwinianas de la supervivencia, con una eficacia inusual. Supinamente inteligente a su modo, el microscópico ser se acomoda y aprovecha la ineptitud o falta de […] […]

Leer Más "El covid19: cómo promover el ¡sálvese quien pueda! — FILOSOFIA DEL RECONOCIMIENTO"

EL ESTADO DEL MALESTAR

Vivimos en la era de la inmediatez, del momento justo, del ahora o nunca. Es asfixiante y deprimente. Cuando algo se consigue, al poco tiempo queda obsoleto; y no porque los electrodomésticos, por poner un ejemplo, tengan una esperanza de vida muy corta, oportunamente preparados para fallar pronto -la conocida como obsolescencia inducida-, sino porque […]

Leer Más "EL ESTADO DEL MALESTAR"

DEBILIDADES

Hace años me placía sentir la debilidad de mi propio cuerpo; notar cómo los miembros se me aflojaban en plena calle, cómo la sombra de la muerte me acechaba en todas las esquinas. A decir verdad, es un idilio que no ha terminado; es, más bien, un largo cortejo, donde la manida y astuta anciana […]

Leer Más "DEBILIDADES"

GLÚTEOS DE ACERO

Llevaba varios días anhelando ese momento. En cuanto pude, me puse las mallas y una camiseta, la misma con la que había corrido hacía menos de media semana, y salí a hacer ejercicio. Porque nunca me ha gustado ensuciar ropa de manera gratuita. Si ya tenía sudada una playera, me parecía absurdo sudar otra; y […]

Leer Más "GLÚTEOS DE ACERO"

EL OTRO CASTILLO (XXIX)

-Pero no puedes escaparte de clase, no está bien. ¿Qué vas a hacer cuando seas mayor si ahora no estudias? Además, aprender es divertido -decía Frieda, que devoraba con su fija mirada los ojos asustadizos de Hans-. -Yo quería ver al señor -dijo el niño, mientras señalaba a K con su dedo rechoncho. -¿Conmigo? -Sí. […]

Leer Más "EL OTRO CASTILLO (XXIX)"

EL OTRO CASTILLO (XXVII)

-¿Te he traicionado? ¿Esto es lo que piensas -preguntó Frieda con la mirada ausente, cariacontecida, dirigida al suelo. Se sentía golpeada por las palabras de K, herida el por el sentimiento de culpa-? -No es lo que yo piense; es lo que has dicho -respondió K de manera seca, con mirada enérgica. Si ella no […]

Leer Más "EL OTRO CASTILLO (XXVII)"